“Nos complace mucho colaborar con el proyecto Diseñadores cubanos por el mundo pues creemos que los cubanos, principalmente los que vivimos Cuba desde el pensamiento, necesitamos puentes sólidos que nos conecten”, comienza diciendo Daniel Plutin Amigó, gestor y director de arte del proyecto Refranes cubanos.

De este saludo ya puede deducirse que la unidad de sus coterráneos es importante para este diseñador cubano radicado en Italia, que apuesta por el mantenimiento y el ejercicio de la cultura de la Isla por sus representantes, dondequiera que éstos se encuentren.

El proyecto Refranes cubanos se propone transformar el arte en un lenguaje cotidiano (o viceversa), mediante la realización de productos utilitarios impresos con proverbios y expresiones cubanas. En las siguientes líneas compartimos con ustedes nuestro diálogo con Daniel Plutin Amigó.

Daniel, ¿cómo surgió la idea de Refranes cubanos?

La idea surge de una búsqueda que comencé hace un par de años, con la cual pretendía responder a necesidades personales como la de aportar valor, carácter positivo y creatividad a la sociedad cubana, de preservar su esencia, de conocernos y crear mejores bases para proyectar nuestro futuro e identidad. En especial los emigrantes, que en medio de sus esfuerzos por adaptarse a una nueva cultura, sufren el desapego de la propia. Y como dice el refrán: “El que busca encuentra”.

¿Quiénes son sus participantes?

Actualmente el equipo lo componen tres miembros, todos profesionales cubanos independientes residentes fuera de Cuba. Frank Barthelemy Rizo, diseñador industrial graduado en el Instituto Superior de Diseño, residente en Alemania, asume la función de diseño y producción. La editora ejecutiva es Onaisys Fonticoba Gener, periodista graduada en la Facultad de comunicación de la Universidad de La Habana, residente en Chile. Yo asumo la gestión del proyecto y la dirección de arte.

¿Cuáles son sus motivaciones?

Refranes cubanos es una reivindicación de lo menudo. Como dijo Jorge Mañach: muchas veces, lo que tenemos por serio se nos revela insignificante; y por el contrario, lo que tomamos como irrisorio, “menudo”, reviste una importancia trascendental. Por eso hacemos Refranes cubanos. Principalmente, para recordar que la “mayoría silenciosa” es la gran responsable de lo que somos hoy, de nuestro imaginario e identidad. Y por otro lado, para conectar; para transformar el arte en un idioma común; para unir a los cubanos de todas las partes del mundo y enriquecer nuestro acervo a partir de la experiencia colectiva. 

¿Qué necesidades pretende resolver Refranes cubanos?

Actualizamos el refranero cubano con la creación de la primera web colaborativa de refranes cubanos ilustrados. Una biblioteca y galería de refranes cubanos con acceso gratuito. Renovamos la imagen de Cuba como país, proporcionamos un canal de participación ciudadana para la crítica constructiva de fenómenos sociales, económicos y políticos, y mediamos entre la diversidad de grupos de cubanos en el exterior. Promovemos la creatividad con la contribución a la visualización de la cultura cubana a nivel internacional. Todo esto se materializa en la realización de productos utilitarios con refranes y frases de Cuba.

¿Quiénes son las personas destinatarias de sus productos?

Cubanos que residen fuera de Cuba. Cubanos optimistas, creativos, que valoran el diseño y el sentido del humor, que son solidarios y se preocupan por ayudar al bienestar de todos los cubanos.

Sabiduría popular y diseño

Refranes cubanos combina la sabiduría popular y el diseño para crear nuevos valores, y muestra cómo a partir de una inquietud personal, Daniel, Onaisys y Frank han construido un proyecto de enfoque global, para forjar una imagen de Cuba actualizada, genuina, inclusiva y libre.


Pin It on Pinterest

Share This